Ida, un viaje de autodescubrimiento

“Ida”, la película del escritor y director polaco Pawel Pawlikowski, relata una historia de descubrimiento de los propios orígenes en los que quizás estaba ya escrito el destino. Un destino aparentemente natural, vocacional incluso, pero quizás grabado a fuego en una biografía velada, oculta, apenas presentida. Un destino basado en el desconocimiento radical de la verdad (la desaparición de los padres de la protagonista durante la II Guerra Mundial) que empieza a tambalearse durante este viaje de investigación de sí misma.

Crecer en el silencio y la muerte negada de la Polonia de los años 60, madurar en la retórica cómoda del convento y descubrir, de pronto, poco antes de tomar los votos, realidades ni siquiera imaginadas. Y comprobar también que, además de la fe y las rutinas del convento, hay otra vida fuera. Para aceptarla o no. Para seguir o no con el guión previsto. Todo ello con el contrapunto desmesurado de la tía Wanda, único familiar vivo, una compañera de viaje distante, desconocida, extravagante, con una biografía también dolorosa, que le ayuda a buscar en el silencio las claves de su pasado. Un pasado forjado por los horrores de la guerra, los totalitarismos y las miserias vecinales que a menudo los hacen posibles.

Un viaje de autoexploración

“No he estado en ninguna parte”, responde Ida a su amante improvisado cuando éste la invita a viajar juntos por la costa polaca. Y ahí está la clave de la historia. La muerte original que trunca una vida y la condena a la inercia del convento, sin grandes preguntas, sin volver la vista atrás, aceptando como lógico un destino que solo era una posibilidad entre otras. Vivir en el convento, sin huellas de un pasado enterrado en el bosque, es casi como no haber nacido a la vida. Hasta que, de la mano de su tía se atreve a romper los corsés previstos para ella y curiosear entre placeres desconocidos. Para tomar una decisión más consciente sobre cómo quiere que sea su vida.

Una película de autodescubrimiento a la que le sienta bien el bello blanco y negro en el que está hecha.

IDA-PAWEL-PAWLIKOWSKI-pixelon-680x962

Anuncios